10 MANDAMIENTOS PARA LA SALUD EN UNA CRISIS

By: Pastor Rick Warren

CUIDANDO DE TI MISMO DURANTE EL COVID-19 — UN PACTO PARA LA SALUD

“Nunca dejen de ser diligentes; antes bien, sirvan al Señor con el fervor que da el Espíritu. Alégrense en la esperanza, muestren paciencia en el sufrimiento, perseveren en la oración.  Ayuden a los hermanos necesitados. Practiquen la hospitalidad.” (NVI)

Hay un verso en Cantares de Salomón que dice “He sido cuidador de otros viñedos, pero negligente en cuidar el propio” (Cantares 1:6) En una crisis, como líder de la iglesia, tanto tu como tu equipo posiblemente han estado sirviendo y entregándose más que nunca. Pero lo que más me preocupa como pastor y como pastor de pastores, es que tu “cuides de tu viñedo” durante esta crisis.

Este es un principio que es tan importante, que esta semana les enseñe a mis empleados sobre la importancia que tiene el cuidar de su salud en esta temporada. Les pedí que se comprometieran con este “pacto de salud.” Lo comparto ahora con ustedes para que también lo hagan llegar a sus empleados.

  1. Seré amable y gentil conmigo mismo…

La cosa más importante que puedes hacer en este momento para reducir el estrés durante la cuarentena es ser gentil contigo mismo y con los demás. No puedes tener la misma expectativa que tenías de ti mismo antes de que empezara esta crisis.

  1. Seré amable y gentil con los demás…

Mientras estas siendo amable y gentil contigo mismo, se amable y perdonador también de los demás. Relaja tus expectativas sobre los que te rodean. Recuerda que esto también a ellos los esta afectado.

  1. Comenzaré y terminaré cada día leyendo la Palabra de Dios…

Cuando estaba en el colegio tenía un breve dicho “Su Palabra la PRIMERA Palabra, Su palabra la ULTIMA Palabra.” Lo que esto significa es que, cuando despierto en la mañana, a la primera persona que quiero oír es Dios. Y cuando me acuesto por la noche, a la última persona a quien quiero oír es Dios. Comenzar y terminar tu día en la Palabra de Dios es el mejor hábito sobre el cual puedes edificar tu vida, especialmente durante esta crisis.  Establece el tono para el resto de tu día, determina tu enfoque diariamente, y enmarca el todo de tu día cotidiano, como un acto de adoración a Dios. Dios quiere tener el primer lugar también en las pequeñas cosas de tu vida. De hecho, la Biblia dice que el se deleita en ellos. Si quiere ver a Dios obrando en tu vida, entonces inclúyelo en las pequeñas cosas.

  1. Mantendré una agenda y una rutina predecible…

Recientemente, Kay invitó al Dr. Bruce Perry, quien es una autoridad mundial en traumatología, para que se uniera a ella en una sesión de Facebook Live y compartiera sobre la ciencia detrás del estrés. ¡Es una sesión recomendable! Más de 85,000 personas la han visto, así que, si te la perdiste, puedes verla aquí.

Dentro de las cosas que compartió el Dr. Perry fue sobre lo mucho que puede ayudar a nuestros cuerpos la creación de una rutina, mientras transitamos por el estrés que nos provoca la presente temporada. Nuestros cerebros están luchando con la vasta cantidad de nueva información y trabajando tiempo extra para enfrentar – por eso el mantener una rutina moderada y predecible puede ayudar con el manejo del estrés.

  1. Limitaré la cantidad de noticias negativas que estoy viendo…

Corrie ten Boom, quien sufrió en n campo de la muerte Nazi, explicó sobre el poder de mantenerse enfocado: “Si miras al mundo estarás estresado. Si miras dentro de ti estarás deprimido. Pero si miras a Cristo, estarás descansado” Tu enfoque determina tus sentimientos.

  1. Saldré para asolearme por al menos 15 minutos…

De ser posible, trate de salir por al menos 15 minutos cada día. Acuérdese de la bondad de Dios en la naturaleza. Los estudios demuestran que pasar al menos 15 minutos a la luz del día es bueno para la salud.

  1. Me conectaré cada día con las personas a quien amo…

Podremos estar separados, pero no necesitamos estar aislados. Busque la forma de conectarse cada día con las personas a quien ama. Si puede hacerlo, conéctese con ellos de manera visual a través de una aplicación como Zoom o Facetime. Fuimos creados para conectarnos.

  1. Planearé diversos momentos para recargarme durante mi día…

Otro detalle que compartió el Dr. Perry es la idea de “dosificar.” En vez de largos tramos de inactividad seguidos por el esfuerzo de una actividad intensa, dividamos el día en cortos descansos de 15 minutos para recargarnos. Esto ayuda a regular el cuerpo y prevenir la fatiga.

  1. Serviré a los demás…

Algunas ocasiones, cuando te sientes deprimido, la mejor forma de mejorar tu estado de ánimo es sirviendo a los demás. En esta temporada no tenemos que buscar muy lejos para encontrar una necesidad que se puede suplir. Use este tiempo para servir a otros. Encontrarás que tu enfoque cambiará y también tu apariencia.

  1. Controlaré lo controlable y el resto se lo confiaré a Dios…

Esta crisis esta revelando todo lo que en nuestra vida esta fuera de control. Pero las buenas noticias es que Dios sigue en control y que el ha prometido tener cuidado de ti. El punto de partida para soltar la preocupación es mantener esta humilde actitud. “Dios es Dios, y yo no.”

Share this Article:

Share on linkedin
Share on facebook
Share on twitter
About the Author
Pastor Rick Warren
Rick Warren is the founding pastor of Saddleback Church, one of America's largest and most influential churches. He is the author of the New York Times bestseller The Purpose Driven Life. His book, The Purpose Driven Church, was named one of the 100 Christian books that changed the 20th century. Pastor Rick started The PEACE Plan to show the local church how God works through ordinary people to address the five global giants of spiritual emptiness, self-serving leadership, poverty, disease, and illiteracy. You can listen to Daily Hope, Pastor Rick’s daily 25-minute audio teaching, or sign up for his free daily devotionals at PastorRick.com. He is also the founder of Pastors.com, a global online community created to encourage pastors.
Scroll to Top